“No hay que empezar siempre por la noción primera de las cosas que se estudian, sino por aquello que puede facilitar el aprendizaje”, Aristóteles

Aprender a trabajar en equipo, a manejar el estrés, a liderar grupos, a desarrollar estrategias creativas y a estimular las competencias de cada persona, es el objetivo de los programas de formación corporativa.

Esta tendencia pretende que el personal esté mejor capacitado y sea más competitivo en el sector productivo. De ahí la necesidad de complementar la formación académica con la laboral, y aunque antiguamente ya se desarrollaba un modelo de aprendizaje basado exclusivamente en los cursos de formación, hoy en día las empresas se han adaptado a las nuevas tecnologías y por ende nuevas herramientas de aprendizaje.

El mercado y los mismos jóvenes les han exigido a las organizaciones expandir las oportunidades laborales, así como contribuir a la reducción de la exclusión social. Por esto la formación profesional ahora es concebida como un hecho laboral, tecnológico y educativo, en el que se vinculan temas como productividad, competitividad, manejo de salarios, salud ocupacional, seguridad y equidad social.

El Centro de Formación Profesional de Lee Hecht Harrison fue creado para contribuir al desarrollo del talento en las organizaciones. Conozca el programa de Desarrollo de Liderazgo, dirigido a líderes, futuros líderes y colaboradores, haciendo click aquí.

1 comentario

deja una respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí