La injerencia comercial de China en la Argentina se mantiene en firme crecimiento y en los últimos años el gigante asiático puso el foco principalmente en tres sectores: frigorífico, minería y automotor.

En primer lugar, el sector de la carne está en modo recuperación. Empresas de origen brasilero vendieron sus frigoríficos y allí los capitales chinos encontraron su nicho, asegura el periodista Alfredo Sainz en LN+. El principal objetivo es asentarse aquí y luego exportar a China, ya que se estima que el consumo de carne vacuna se duplicará de aquí a diez años en el país que lidera Xi Jinping.

El segundo rubro es la minería. En este caso, los polos de atracción para los inversores apuntan a la materia prima de las minas en Río Negro, al negocio del oro en San Juan y La Rioja, y al litio en Jujuy.

Por último, para la industria automotriz, las empresas chinas planean motorizar un nuevo crecimiento, ya que el sector tuvo un comienzo de año en ascenso y luego se derrumbó hacia la segunda parte del 2018.

Iprofesional

Lee Hecht Harrison ARGENTINA es líder de la industria y por eso su meta es brindar nuevas y mejores oportunidades de empleo a más gente. Haga click aquí para más información.

deja una respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí