Casi es anticuado escribir lo lejos que ha quedado el desarrollo profesional cifrado en la continuidad en la empresa y el sucesivo ascenso sustentado por la capacidad, el esfuerzo y la constancia.

Hoy día debemos enfocar nuestra óptica a idear el futuro del trabajo.

Sostiene Mateos Fernández, “Los cambios radicales en el mercado laboral, que pasan por la forma en la que se trabaja, por los modelos de búsqueda de empleo, o por las capacidades inéditas que exigen las compañías, provocan una gran incertidumbre entre quienes buscan trabajo o pretenden reinventar su carrera profesional. Pero además plantean la duda acerca de quién mandará en el mercado de la selección del futuro y quién estará al frente de la gestión de personas en este escenario laboral de la próxima década.

Llegan nuevos agentes al mercado del reclutamiento, surgen las recomendaciones de particulares; las ofertas invisibles (los contactos personales, mucho más que el currículo, influyen en la posibilidad de encontrar o cambiar de empleo)… La cuestión es quién va a estar al frente de las recomendaciones, de la selección y adecuación de los nuevos perfiles profesionales que se exijan”

Esta visión es el enfoque desde el punto de vista europeo, pero sin lugar a dudas tendrá un efecto muy cercano en nuestro país por la incidencia del desarrollo de las nuevas tecnologías. En el pasado el rebote podía tardar años, pero ahora esas distancias están incididas por la inmediatez de la comunicación desde y hacia cualquier parte del mundo.

El futuro es hoy.

Lee Hecht Harrison conecta individuos con oportunidades de carrera sustentables, mejorando la calidad de vida en su comunidad. Haga click aquí para más información.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here