Es el ‘ofihogar’, un movimiento cooperativo que es la última moda entre los emprendedores escandinavos, en la búsqueda por encontrar la mayor eficiencia laboral posible. En definitiva, otra vuelta de tuerca al modelo de coworking.

El Hoffice (como se llama originalmente el movimiento, en inglés) es la creación de un psicólogo sueco llamado Christofer Franzen, que estudia cómo puede la gente trabajar de una manera más productiva y eficiente.

Los cofundadores enseñan que cada ofihogar debe seguir una serie de principios orientados a multiplicar la productividad. En concreto, los miembros, que nunca pueden ser más de 10, deben trabajar de 9 a 5, en periodos de 45 minutos, con 15 de descanso entre ellos. Ese pequeño recreo debe servir para relajarse, jugar o salir a hacer algo de ejercicio al aire libre. Son muchos los estudios que demuestran que trabajar en periodos cortos de tiempo es más eficiente.

Antes de cada sesión de 45 minutos de trabajo, los profesionales deben contar al resto de la sala lo que esperan lograr: terminar un Excel, localizar un posible cliente, etc… Al finalizar deben confesar si lo lograron o no. “Creemos que eso les hace más comprometidos con su tarea”, explican.

“Es como una gran sala de estudio, pero sin el maestro al lado”, explica Teresa Amabile, directora de investigación en Harvard Business School, que estudia este tipo de trabajo. “Nunca había oido hablar de este concepto, pero es fascinante”.

La mayoría de personas que recurren a una ofihogar son autónomos. Algunos acaban de empezar con sus nuevas empresas, a la espera de tener su propia oficina, mientras que otros son profesionales independientes que están cansados de trabajar desde su casa.

Lee Hecht Harrison ARGENTINA lo asesora para que grupos e individuos aprendan a afrontar el cambio, fortalezcan su compromiso y mantengan la productividad. Haga click aquí para más información.

deja una respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí