SABER VERSUS SENTIR

0
712

Cerebro contra corazón. Pero el tiempo pasa, y aquella concepción clásica que enraizaron los pensadores griegos hoy se ha redefinido por completo. Como argumenta Juan Luis Goujon, Director de estrategia de Lee Hecht Harrison, empresa especializada en desarrollo del talento y gestión de carreras profesionales, ser un trabajador emocionalmente inteligente es «cada vez más determinante» en el mercado laboral.

«Según una encuesta reciententemente realizada en Estados Unidos a más de 2.600 técnicos de selección y profesionales de RRHH, el 71% dijo valorar más la inteligencia emocional (EQ) que el coeficiente intelectual (IQ). Además, el 59% descartaría candidatos con un IQ alto pero con un EQ bajo», asegura. «No hay un sector o ámbito personal o profesional donde las habilidades sociales no sean importantes, y cada día más, en la medida en que estamos en un mundo globalizado e hiperconectado.

Poseer un perfil multidisciplinar, gran polivalencia, proactividad y adaptación al cambio son algunas de las virtudes que más codician los currículums y demandan las empresas, tal y como se desprende de un informe elaborado por Adecco Group con fecha de este mismo año.

El Centro de Formación Profesional de Lee Hecht Harrison ARGENTINA fue creado para contribuir al desarrollo del talento en las organizaciones. Conozca el programa de Desarrollo de Liderazgo, dirigido a líderes, futuros líderes y colaboradores, haciendo click aquí.

deja una respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí