El 5 de febrero se realizó el Día del Internet Seguro, con el objeto de frenar las tendencias maliciosas. Microsoft ha publicado algunos consejos para preservar a los usuarios de Internet. Entre ellos:

1. Utilicen contraseñas complejas y únicas para diferentes cuentas

Si alguien tiene las llaves de su casa, puede entrar y asaltar cada habitación de su hogar. Esto aplica también para contraseñas y cuentas en línea. De manera constante, elegimos contraseñas que son fáciles de recordar, como nombres o fechas de cumpleaños. Pero si son fáciles de recordar, es probable que sea fácil que los criminales cibernéticos las adivinen. Si utilizan la misma contraseña sencilla para diferentes cuentas, los criminales cibernéticos pueden, y lo harán, acceder a su información personal sensible.

Utilicen un administrador de contraseñas para guardar múltiples contraseñas para diferentes cuentas de manera segura y asegúrense de que cada una sea compleja; utilicen al menos 10 caracteres y una mezcla de números, letras, mayúsculas y caracteres especiales.

2. No acepten invitaciones de extraños en redes sociales

No todas las personas que conocen en línea son quien dicen ser. Es común que los criminales cibernéticos creen perfiles falsos en redes sociales para alentar relaciones con usuarios incautos y robar sus bolsillos cibernéticos, o algo peor.

Si son abordados en línea por un extraño, que insiste en que compartan información personal o les pida dinero, eso debería disparar las alarmas. Si es posible, busquen a la persona de manera directa para ver si la cuenta es auténtica. ¿Aún no están seguros sobre la identidad de esa persona pero de todos modos quieren aceptar su solicitud de amistad? Sólo para estar seguros, limiten la información que la persona puede ver en su perfil desde los ajustes de privacidad.

3. Las acciones en línea tienen consecuencias en el mundo real

Piensen en Internet como una plaza mayor o una vereda: es un espacio público, donde todos pueden ver o compartir cualquier cosa que ustedes publiquen, sin importar que sea dirigido a ellos o si ustedes dieron su autorización.

Antes de publicar algo en línea, pregúntense; ¿Quiero que mi jefe, cliente o familiar sepa esto? Incluso cosas como su situación sentimental o la dirección de su casa, que podrían parecer inofensivas, pueden ser mal utilizadas si la gente equivocada las ve.

4. Protejan la información sensible y personal

Con algunas excepciones, por desgracia no existe una tecla de borrado permanente para el contenido publicado en línea. Cualquier imagen, comentario o foto que publiquen en línea es probable que se mantenga ahí para siempre. Incluso si eliminan la publicación original, no pueden estar seguros de que otros no hayan hecho copias o hayan compartido su contenido en otras redes. Así que no pongan en línea algo que no quisieran que otros vieran.

5. Sean cuidadosos con el lugar al que dan clic

Una táctica probada y utilizada por los criminales cibernéticos es engañarlos para que descarguen malware que les permita robar información. Desde un juego popular hasta una oferta de soporte técnico vía email, el malware puede estar disfrazado en una variedad de formas diferentes.

Eviten descargar aplicaciones que parezcan extrañas o vengan de un sitio no conocido. ¿No están seguros si un email es legítimo? ¿El saludo es muy impersonal? ¿Hay muchos errores ortográficos? ¿Hay un extraño sentido de urgencia?

Si aún no están seguros, pónganse en contacto con la marca o compañía a través de sus canales oficiales como su sitio web o una página de redes sociales. Siempre es mejor revisar varias veces que correr el riesgo de comprometer su seguridad.

6. Actualicen sus ajustes de privacidad y su antivirus

Si no actualizan sus defensas, de manera eventual los cibercriminales encontrarán la manera de superarlas. Asegúrense de estar al día con las actualizaciones a sus sistemas operativos y hagan un esfuerzo por revisar los ajustes de privacidad en las aplicaciones y navegadores que utilizan.

7. Siempre utilicen una conexión segura

Cuando utilicen una conexión pública a internet, como el Wi-Fi en un centro comercial, no tienen control directo sobre su seguridad. Si no pueden establecer una conexión segura o no están seguros de que su dispositivo esté protegido, no compartan información sensible.

8. Pidan consejo a personas de confianza

No se sientan presionados para dar clic en una liga o para publicar algo. No hay nada más urgente que su seguridad en línea.

Navegar por las amenazas en línea puede ser algo estresante, pero hay muchos recursos que les pueden ayudar. Cuando se encuentren en una situación en la que no están seguros o sospechan de algo, siempre esperen para apoyarse en la experiencia de las personas en quienes confían, ya sea un amigo, pariente, profesor o incluso un socio tecnológico.

En Lee Hecht Harrison ARGENTINA asesoramos a los individuos en el desarrollo de su carrera dentro de la organización o en su etapa de transición hacia nuevas oportunidades de empleo. Haga click aquí para más información.

deja una respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí